Your SEO optimized title

La final más larga de la historia

La final de la Copa Libertadores celebrada en Madrid el 9 de diciembre de 2018 en el estadio Santiago Bernabéu, ha sido por muchos motivos que explicaremos a continuación, la final más larga de la historia de esta copa y probablemente de la historia del fútbol. Ha servido para demostrar la complejidad del fútbol actual y lo entrelazado que se encuentran el deporte, las pasiones y el negocio que es el fútbol. Pero también ha servido como una especie de deja vú de este deporte, recordando las finales que se producían en distintas etapas cuando no existían las prórrogas ni las tandas de penaltis de desempate.

Los clásicos consideran que una buena final es aquella que cuenta con grandes equipos, con emoción, en la que no hay altercados importantes, en la que, en el mejor de los casos, hay buen fútbol, el árbitro no es protagonista, las aficiones se divierten e idealmente gana el mejor.

Por empezar por lo positivo, no creo que haya dudas de que esta final la ganó el mejor, es decir, River Plate fue mejor en la cancha que Boca Juniors desde el punto de vista futbolístico, no solo en la fase clasificatoria, sino específicamente durante la final. Quiso ganar y quiso ganar jugando al fútbol, fue a por el partido desde el comienzo y fue adaptando la estrategia del partido con los cambios y siempre con esa intención de ganarlo a través del dominio del juego y también por su mejor fútbol y sin confiar en la suerte o en el arma letal del gol pues como reconocen los propios seguidores del River, Boca tiene más gol que su equipo.



Pero pese a tener más gol, no se puede tener gol sin tener alguna oportunidad, y realmente en el partido se pueden reducir las oportunidades serias a dos por parte de Boca. Una que prácticamente fue la única del primer tiempo y que puso a Boca por delante y una en las postrimerías del partido que podría haber igualado la contienda y quizás haber cambiado de forma injusta el resultado final. Todo lo demás fue River, el juego y los goles y con ello quizás se hizo justicia y River consiguió compensar parcialmente con su juego el desafortunadísimo incidente y la imperdonable actitud de unos barras bravas (hooligans) que se hacían pasar por aficionados al fútbol.

Página Siguiente

Transmisión de deportes en vivo y originales de ESPN solo en ESPN+ por sólo $4.99 al mes. ¡Empieza tu prueba gratuita de 7 días hoy!

¡Suscríbete, Por Favor!

Portada del Día

The Mundial Group © 2019 All Rights Reserved - Fútbol Mundial Deportes Digital